sábado, mayo 27, 2006

Hay noches que quisiera....



















Hay noches que quisiera

Que el aire entre nosotros
No fuera esta distancia
Que tus manos
enmarcaran mi frente
que tus labios
me sellaran entera

Hay noches que quisiera
Que este ardor fuera el rescoldo
Que calienta tu invierno
Consumirme
En tu abrazo de bruma
iluminar tu camino
con mi llama de vela.

Hay noches que quisiera
Que tus saliva,tu sudor
Y tu esperma
Refrescaran mis noches
de verano encendidas
Apagaran el fuego
Que devasta mi tierra.

Hay noches que quisiera
Que estuvieras tan cerca
Que pudiera
Tocarte con mis manos
Respirar con tus pulmones
Sentir lo que tu sientes
Saber lo que tu piensas

Hay noches que quisiera
Que tocaras mi puerta
Acogerte
En mi interior
Fundirme en tu presencia
Que entre tu cama y mi cama
No hubiera diferencia

10 comentarios:

kiltopinturas dijo...

Me ha gustado mucho, por favor continua.

Rodolfo N dijo...

Que tierna.
Hay noches que quisieras , que esa noche sea eterna...

Cariños

mentecato dijo...

Para que fuera de belleza sublime tu poema, pondría de fondo "La apasionada", de Beethoven.

Sí, de acuerdo, por lo otro, pero no sé cómo acceder a él.

Un abrazo.

IGNACIO dijo...

!Hay tantos días que se siente de esa manera¡
Que no pasamos por alto, la diferencia de un buen poema.
Y éste lo es...

Manuela dijo...

Unas hermosas líneas que buscan el calor de la proximidad de una persona, una determinada y que no está.
Volveré por aquí. Besos.

Paulina dijo...

Añoro lo que tu mi querida amiga , todo por un minutgo de proximidad y que las distancias ya no existan , ni separaciones ni dolores ...
Un beso ...

Lila Magritte dijo...

Fundirse dentro de un paisaje en una pintura surrealista con una luna inmensa que ilumina esos cuerpos abrazados entre las flores de la noche.

Abrazos.

EL HIPPIE VIEJO dijo...

UN MAR DE TERNURA Y PASIÓN .
QUE TU NOCHE SEA ETERNA .

MIS SALUDOS Y
BUENA SEMANA

ADAL.-

SHALOM

Trini dijo...

Hay noches en que queremos todo y sólo el sueño nos alivía la codicia. Lo malo es que despertamos con la misma avidez...

Besos muchos

Qymera dijo...

El deseo es ese puente que nos posiciona en proximidad con el otro y hace que esas barreras físicas se tornen sólo aparentes.
Fortunata, tienes la magia de hacer que uno se encarne en cada una de tus palabras y que uno se convierta en deseante en proximidad y conspiración con la materialidad de tu verbo.